Contabilidad, fisalidad, laboral y linux en Canarias.

Prescripción de los impuestos.

La deuda tributaria, salvo norma en contra, prescribe a los 4 años contados desde el día siguiente:

  • Al fin del plazo del periodo de pago voluntario para el tributo que se trate.
  • A la notificación del último acto administrativo iniciado por la AEAT.
  • A la terminación del plazo de devoluciones o compensaciones.

La prescripción puede ser apreciada de oficio y siempre beneficia al obligado tributario. A modo de esquema-resúmen, para los distintos actos tributarios, podríamos reflejar:

CONCEPTOPLAZOSe iniciaSe interrumpe
a) El derecho de la Administración para determinar la deuda tributaria mediante la oportuna liquidación.
4 años
El día siguiente al de finalización del plazo de presentación del impuesto que se trate.
a) Por cualquier acción de la AEAT, con conocimiento formal del contribuyente, conducente a la comprobación total o parcial de cualquier aspecto de la obligación tributaria que se trate.
b) Por la interposición de reclamaciones o recursos y las actuaciones en el curso de estas.
Por la remisión del tanto de culpa a la jurisdicción penal o por denuncia ante el Ministerio Fiscal.
Por la recepción de comunicación de paralización del procedimiento administrativo en curso.
c) Por cualquier actuación del contribuyente conducente a la liquidación o autoliquidación de la deuda tributaria.
b) El derecho de la Administración para exigir el pago de las deudas tributarias liquidadas y autoliquidadas.
4 años
El día siguiente al que finalizó el plazo de pago en periodo voluntario.
a) Por cualquier acción de AEAT, con conocimiento formal del obligado tributario, dirigida a recaudar la deuda tributaria.
b) Por la interposición de reclamaciones o recursos y las actuaciones en el curso de estas.
Por declaración de concurso del deudor o por el ejercicio de acciones civiles o penales dirigidas al cobro de la deuda tributaria.
Por la recepción de comunicación de paralización del procedimiento administrativo en curso.
c) Por cualquier actuación fehaciente del obligado tributario conducente al pago o extinción de la deuda tributaria.
c) El derecho a solicitar las devoluciones derivadas.
4 años
El día siguiente en que finalizó el plazo para solicitar la devolución del impuesto que se trate, o en caso de no haber, el día siguiente a la realización del ingreso indebido o sentencia de improcedencia.
a) Por cualquier actuación fehaciente que pretenda la devolución, reembolso o rectificación de la autoliquidación.
b) Por la interposición, tramitación o resolución de reclamaciones o recursos de cualquier clase.
d) El derecho a obtener las devoluciones derivadas de la normativa de cada tributo, devoluciones de ingresos indebidos y reembolso del coste de las garantías.
4 años
Al día siguiente de finalización del plazo establecido para pedir la devolución y para ese tributo en concreto, o al día siguiente al de notificación de acuerdo.
a) Por cualquier acción de AEAT dirigida a efectuar la devolución o el reembolso.
b) Por cualquier actuación fehaciente del obligado tributario por la que exija el pago de la devolución o el reembolso.
c) Por la interposición, tramitación o resolución de reclamaciones o recursos de cualquier clase.

Entradas relacionadas

Deja un comentario

RECUERDE QUE

El único objetivo de este blog es meramente informativo y en ningún caso supone asesoramiento profesional. Los textos y cualquier otra información aquí publicada están destinadas a un uso meramente informativo y documental. El autor o los autores de este sítio, no se hacen responsables de posibles inexactitudes en el contenido, ni de posibles perjuicios por su utilización. Los únicos textos que tienen validez jurídica son los publicados en los Boletines y Diarios Oficiales.

Creative Commons License