Contabilidad, fisalidad, laboral y linux en Canarias.

Materialización de la RIC. Concepto de rehabilitación dado por la ley de economia sostenible.

La Ley de Economía sostenible, en su disposición final trigésima, define el concepto de rehabilitación a efectos de la materialización de la Reserva para Inversiones en Canarias, válido para períodos impositivos iniciados a partir del 1 de enero de 2010

Para ello, se modifican las letras A y C del apartado 4 del artículo 27 de la Ley 19/1994, de 6 de julio, de modificación del Régimen Económico y Fiscal de Canarias, que quedan redactadas de la siguiente forma:

Modificaciones legislativas Wasesores.com

Inversiones iniciales de elementos patrimoniales nuevos del activo fijo material o inmaterial.-

  • La creación de un establecimiento.

  • La ampliación de un establecimiento.
  • La diversificación de la actividad de un establecimiento para la elaboración de nuevos productos.
  • La transformación sustancial en el proceso de producción de un establecimiento.
  • También tendrán la consideración de inversión inicial en suelo, edificado o no, siempre que no se hayan beneficiado anteriormente del régimen previsto en este artículo y se afecte:
  1. A la promoción de viviendas protegidas, cuando proceda esta calificación de acuerdo con lo previsto en el Decreto 27/2006, de 7 de marzo, por el que se regulan las actuaciones del Plan de Vivienda de Canarias, y sean destinadas al arrendamiento por la sociedad promotora.
  2. Al desarrollo de actividades industriales incluidas en las divisiones 1 a 4 de la
    sección primera de las tarifas del Impuesto sobre Actividades Económicas,
  3. A las zonas comerciales situadas en un área cuya oferta turística se encuentre
    en declive por precisar de intervenciones integradas de rehabilitación de áreas
    urbanas.
  4. A las actividades turísticas reguladas en la Ley 7/1995, de 6 de abril, de
    Ordenación del Turismo de Canarias, cuya adquisición tenga por objeto la
    rehabilitación de un establecimiento turístico.

A los solos efectos de entender incluido en el importe de la materialización de la Reserva el valor correspondiente al suelo, se considerarán obras de rehabilitación:

  • Las actuaciones dirigidas a la renovación, ampliación o mejora de establecimientos turísticos, siempre que reúnan las condiciones necesarias para ser incorporadas al activo fijo material como mayor valor del inmueble:
  1. En el caso de los establecimientos turísticos situados en un área cuya oferta
    turística se encuentre en declive, por precisar de intervenciones integradas de
    rehabilitación de áreas urbanas, según los términos en que se define en las
    directrices de ordenación general de Canarias, aprobadas por la Ley 19/2003, de 14 de abril, por la que se aprueban las Directrices de Ordenación general y las
    Directrices de Ordenación del Turismo de Canarias, con independencia del importe de dichas actuaciones.
  2. En el caso de los establecimientos turísticos situados fuera de las áreas cuya
    oferta turística se encuentre en declive, siempre que el coste de dichas actuaciones exceda del 25 por ciento del valor catastral del establecimiento, descontada la parte proporcional correspondiente al suelo.
  3. Tratándose de elementos de transporte, deberán destinarse al uso interno de la
    empresa en Canarias, según se determina en el apartado 5 de este artículo, sin que
    puedan utilizarse para la prestación de servicios de transporte a terceros.
  4. En el caso de activo fijo inmaterial, deberá tratarse de derechos de uso de
    propiedad, industrial o intelectual, conocimientos no patentados, en los términos
    que reglamentariamente se determinen, y de concesiones administrativas, y reunir
    los siguientes requisitos:

– Utilizarse exclusivamente en el establecimiento que reúna las condiciones indicadas en esta letra.

– Ser amortizable.

– Ser adquirido a terceros en condiciones de mercado. En el caso de las concesiones administrativas se entenderá que son adquiridas en condiciones de mercado cuando sean objeto de un procedimiento de concurrencia competitiva.

– Figurar en el activo de la empresa.

– Tratándose de sujetos pasivos que cumplan las condiciones del artículo 108 del texto refundido de la Ley del impuesto sobre Sociedades, en el período impositivo en el que se obtiene el beneficio con cargo al cual se dota la reserva, la inversión podrá consistir en la adquisición de activos fijos usados, siempre que los bienes adquiridos no se hayan beneficiado anteriormente del régimen previsto en este artículo.

Tratándose de suelo, deberán cumplirse en todo caso las condiciones previstas en esta letra.

Adquisición de elementos patrimoniales del activo fijo material o inmaterial que no pueda ser considerada como inversión inicial.-

Por no reunir alguna de las condiciones establecidas en lo anterior, la inversión en activos que contribuyan a la mejora y protección del medio ambiente en el territorio canario, así como aquellos gastos de investigación y desarrollo que reglamentariamente se determinen.
Tratándose de vehículos de transporte de pasajeros por vía marítima o por carretera, deberán dedicarse exclusivamente a servicios públicos en el ámbito de funciones de interés general que se correspondan con las necesidades públicas de las Islas Canarias.
Tratándose de suelo, edificado o no, éste debe afectarse:

  • A la promoción de viviendas protegidas, cuando proceda esta calificación de acuerdo con lo previsto en el Decreto 27/2006, de 7 de marzo, por el que se regulan las actuaciones del Plan de Vivienda de Canarias, destinadas al arrendamiento por la sociedad promotora.
  • Al desarrollo de actividades industriales incluidas en las divisiones 1 a 4 de la sección primera de las tarifas del Impuesto sobre Actividades Económicas, aprobadas por el Real Decreto Legislativo 1175/1990, de 28 de septiembre, por el que se aprueban las tarifas y la instrucción del Impuesto sobre Actividades Económicas.
  • A las zonas comerciales situadas en un área cuya oferta turística se encuentre en declive por precisar de intervenciones integradas de rehabilitación de áreas urbanas.
  • A las actividades turísticas reguladas en la Ley 7/1995, de 6 de abril, de Ordenación del Turismo de Canarias, cuya adquisición tenga por objeto la rehabilitación de un establecimiento turístico.

A los solos efectos de entender incluido en el importe de la materialización de la Reserva el valor correspondiente al suelo, se considerarán obras de rehabilitación las actuaciones dirigidas a la renovación, ampliación o mejora de establecimientos turísticos, siempre que reúnan las condiciones necesarias para ser incorporadas al activo fijo material como mayor valor del inmueble:

  • Establecimientos turísticos situados en un área con oferta turística en declive, por precisar de intervenciones integradas de rehabilitación de áreas urbanas, según los términos en que se define en las directrices de ordenación general de Canarias, aprobadas por la Ley 19/2003, de 14 de abril, por la que se aprueban las Directrices de Ordenación General y las Directrices de Ordenación del Turismo de Canarias, con independencia del importe de las actuaciones.
  • Establecimientos turísticos situados fuera de las áreas cuya oferta turística se encuentre en declive, siempre que el coste de dichas actuaciones exceda del 25 por ciento del valor catastral del establecimiento, descontada la parte proporcional correspondiente al suelo.

Entradas relacionadas

Deja un comentario

RECUERDE QUE

El único objetivo de este blog es meramente informativo y en ningún caso supone asesoramiento profesional. Los textos y cualquier otra información aquí publicada están destinadas a un uso meramente informativo y documental. El autor o los autores de este sítio, no se hacen responsables de posibles inexactitudes en el contenido, ni de posibles perjuicios por su utilización. Los únicos textos que tienen validez jurídica son los publicados en los Boletines y Diarios Oficiales.

Creative Commons License