Contabilidad, fisalidad, laboral y linux en Canarias.

Consideraciones sobre la alta dirección.

El nuevo Plan General de Contabilidad, aprobado por Real Decreto 15 14/2007, de 16 de noviembre, en el apartado relativo al contenido mínimo de la memoria, establece requisitos de información específica para las operaciones realizadas con la llamada “alta dirección“.

En concreto, la nota 23 del modelo de memoria indica que se informará separadamente, entre otras, de las operaciones con el “personal clave de la dirección de la empresa o de la entidad dominante“.

El apartado 6 de la misma establece que, “en todo caso deberá informarse del importe de los sueldos, dietas y remuneraciones de cualquier clase devengadas en el curso del ejercicio por el personal de la alta dirección y los miembros del órgano de administración cualquiera que sea su causa…”

Se ha suscitado por tanto, la cuestión de que ha de entenderse por personal de alta dirección a efectos de cumplimiento de los requisitos de información, pues en el nuevo PGC no se define con exactitud tal concepto.

Por otro lado, la NIC-24 de información a revelar sobre partes vinculadas (Una parte se considera vinculada con otra parte si una de ellas tiene la posibilidad de ejercer el control sobre la otra, o de ejercer influencia significativa sobre ella al tomar sus decisiones financieras y operativas.), establece lo siguiente, dentro de su apartado definiciones:

Personal clave de la dirección: Son aquellas personas que tienen autoridad y responsabilidad para planificar, dirigir y controlar las actividades de la entidad, ya sea directa o indirectamente, incluyendo cualquier miembro (sea o no ejecutivo) del consejo de administración u órgano de gobierno equivalente de la entidad.

En la legislación española, se encuentran distintas definiciones del concepto de alta dirección,  y como conclusión, sobre la base de las diferentes fuentes normativas encontradas, el concepto de “alta dirección”, me aventuro a decir que, a los efectos de la elaboración de la memoria de las cuentas anuales preparadas de acuerdo con el nuevo PGC, debe asemejarse con las características básicas que definen a continuación:

1. Ejercita funciones relativas a los objetivos generales de la Sociedad: Planifica, dirige y controla las actividades de la Sociedad, de forma directa o indirecta.
2. Lleva a cabo sus funciones con autonomía y plena responsabilidad, sólo limitadas por los criterios o instrucciones directas del titular o titulares jurídicos de la Sociedad o de los órganos suspcritores de gobierno y administración que representan a dichos titulares.

En todo caso, cuando la sociedad estime que no tiene “alta dirección” entre su personal, se recomienda indicar en la memoria los motivos por los que ha llegado a esta conclusión y dónde se sitúa la responsabilidad de la toma de decisiones que afecten a las políticas económicas y estratégicas.

Entradas relacionadas

Deja un comentario

RECUERDE QUE

El único objetivo de este blog es meramente informativo y en ningún caso supone asesoramiento profesional. Los textos y cualquier otra información aquí publicada están destinadas a un uso meramente informativo y documental. El autor o los autores de este sítio, no se hacen responsables de posibles inexactitudes en el contenido, ni de posibles perjuicios por su utilización. Los únicos textos que tienen validez jurídica son los publicados en los Boletines y Diarios Oficiales.

Creative Commons License